El universo de Liliana Ospina

Juan José Heredia Escrito por 

En esta edición de lanzamiento de infinitylab, tenemos el gusto de presentarles a Liliana Ospina. Artista visual y diseñadora gráfica y una de los moderadores el pasado jueves 15 de mayo en Behance Colombia para la categoría de ilustración y quién sería la artista invitada del mes a intervenir con su creatividad y sensibilidad nuestra nueva web. Identidad que podrán descargar aquí de forma gratuita para engalanar su celular, tablet o laptop.

Como parte de esta sorpresa que les veníamos preparando desde hace unos meses, compartimos con todos nuestros lectores esta inspiradora entrevista.

¿Recuerdas cuando empezaste a dibujar y porque te dedicaste a la ilustración?

El dibujo siempre ha estado presente a lo largo de mi vida pero se concretó en la universidad cuando inicié la carrera en artes. Paradójicamente, al elegir carrera dudé mucho en escogerla porque veía 6 o más semestres de dibujo y tenía la claridad de que no quería dibujar y pintar. Esa preocupación se disipó desde primer semestre cuando descubrí el gusto que le podía tener al dibujo. Hoy considero que este lenguaje es primordial en el oficio creativo aún cuando el producto final de tu trabajo no se acerque en lo más mínimo.


¿De dónde nació  la idea de empezar un proyecto gráfico tan creativo como Lilondra?

Lilondra es mi universo profesional, es algo en desarrollo y no podría reconocer un inicio o una meta final clara pues todo el proceso se ha construido sobre la intuición. Digamos que más que un “proyecto de negocio” es el nombre que ha tomado mi trabajo y mi imaginario. Claro, en el camino he encontrado referencias de estudios de diseño o profesionales inspiradores que me dan ideas de cómo me puedo proyectar a corto o largo plazo, pero esas referencias van cambiando en el camino con el pasar de los años.


¿Cuál crees que es ese ingrediente diferenciador que tiene tu trabajo?

Qué difícil pregunta. Hay tantos ilustradores y diseñadores talentosos que es inevitable pensar que ya todo ha existido antes y siempre van a haber personas mucho más hábiles y brillantes que uno (y eso es bueno, es muy inspirador). Sin embargo, si me preguntas, lo que creo único en mi trabajo (y en mi vida) es mi sensibilidad. En definitiva la técnica, el manejo de color, la línea, todo puede ser copiado, pero la forma como uno hace uso de esas herramientas responde a una sensibilidad única e irrepetible que se construye con el carácter.


¿Qué es lo que más te gusta de ser ilustradora y diseñadora? ¿Cómo crees que tu trabajo puede inspirar a otros?

Para empezar, amo haber podido escoger mi oficio y mi modelo de trabajo. Creo que no todos pueden darse los lujos que me he dado y me siento bendecida por ello. De mi oficio me encanta la forma como se permea con la vida,  no existe una línea clara que divide lo profesional y lo personal porque de algún modo, mi trabajo está muy ligado al desarrollo de un pensamiento visual que se construye viendo, recolectando cosas a diario, en cada actividad, en el contacto con el mundo.

Una de las experiencias más bellas y gratificantes que he tenido en mi vida es que en varias ocasiones amigos o incluso desconocidos, se han acercado a mi pidiéndome consejo porque quieren iniciar su vida como independientes y de algún modo se vieron inspirados por mi trabajo. Lo más particular de esas situaciones, es que yo soy quien más inspirada resulta, inspirada y comprometida por hacer cada vez cosas mejores. Usualmente me lleno de inquietud y de deseos por ser mejor y mejor y mejor, esas situaciones alimentan ese deseo, y ahí lo que queda es trabajar.

lilondra bcnk piropos 01

¿Quiénes son tus mayores influencias o referentes para dibujar?

La verdad tengo una formación muy clásica y muchos de los artistas que admiro vienen de allí. Me encantan los grabados de Juan Antonio Roda, los dibujos de Yoshitaka Amano, el color de Manet y el espíritu de Turner. Pero cuando se trata de un proyecto en concreto, trato de buscar en la web qué se ha hecho alrededor del tema que debo trabajar y eso me sirve de referencia, ya sea para tomar alguna línea o para evitar lugares comunes.

Adicionalmente, y no de menor importancia, trato de rodearme de personas talentosas que me inspiran, me enseñan y despiertan en mi una necesidad de superarme. Mi hermana es quizá mi mayor inspiración de vida y de ahí parten personas, amores, amigos, que han pasado, otros se han quedado, pero que sin duda cada día me inspiran y ayudan a crecer.

¿En qué tipo de cosas o situaciones encuentras la inspiración para dibujar y diseñar?


Me inspiran e inquietan las relaciones, la forma como las personas nos aproximamos, cómo experimentamos las cosas, cómo compartimos. Me gusta conocer a las personas y me gusta tratar de comprender sus emociones, y quizá de forma inconsciente hago uso de eso para encontrar vías para comunicar o expresar una idea a través de mi trabajo.


¿Cuál es el aspecto más desafiante a la hora de diseñar o hacer comunicación gráfica?

Buscar que tenga un valor diferencial. Podemos pretender hacer algo que nunca antes se haya hecho pero la verdad es que es idílico, los referentes están allí y con seguridad en algún lugar del mundo alguna otra persona ya tuvo la idea que estás desarrollando. Sin embargo, creo necesario buscar la forma de que lo que hago dé un salto y tenga un valor que lo destaque, que lo diferencie y le dé un carácter único.


¿Si tuvieras la necesidad de regresar en el tiempo y elegir una época en donde vivir cual elegirías? ¿Por qué?

Hay épocas muy lindas, especialmente en el desarrollo artístico, sin embargo no creo que eligiera otra para vivir en especial por mi condición de mujer. No puedo obviar que en épocas anteriores no tendría las oportunidades que tengo ahora simplemente porque soy mujer.

¿Cómo ves el panorama actual del diseño gráfico en Colombia?

Muy intenso. Hay mucho talento y muchos jóvenes interesados en el diseño. Existe el trabajo de calidad, personas creativas y con grandes habilidades para el diseño. Lo que nos falta es disciplina para poder ofrecer al mundo no sólo producción, sino proyectos bien ejecutados, estrategia, procesos limpios y sin contratiempos. Considero de vital importancia que nos desarrollemos como profesionales competitivos, capaces de administrar nuestros proyectos con todo el profesionalismo del caso.

lilondra bienestar 03

¿Qué consejo que le harías a todos los jóvenes que quieren vivir de la ilustración?

Bueno, yo no vivo únicamente de la ilustración, me apasiona el diseño así que por lo pronto no tengo planes de abandonarlo. Sin embargo, no es secreto que la ilustración no está tan bien valorada como muchos otros oficios así que las probabilidades de que lleguemos a ser multimillonarios son bajas, pero si quieres ser ilustrador quizá tengas otras motivaciones adicionales al dinero.

A los chicos que quieran ser ilustradores les aconsejo buscar un nicho al que quieran apuntar e identificar de qué manera su trabajo puede ser ubicado en el mundo. Es decir, encontrar una visión clara de los lugares en los cuales su trabajo tenga cabida (editorial, producto, moda, audiovisual, publicidad, etc.) y ver las necesidades que ese nicho pueda tener para ser suplidas.

También les aconsejo fortalecer sus habilidades con clientes, ser comprometidos, cumplidos, preparar sus reuniones, fortalecer sus habilidades para mantener una conversación con el cliente y con sus compañeros de trabajo. Más de la mitad de que un proyecto sea exitoso, resulta de un proceso agradable y bien manejado.

El universo de Liliana Ospina Flores brotan por Liliondra.

En esta edición de lanzamiento de infinitylab, tenemos el gusto de presentarles a Liliana Ospina. Artista visual y diseñadora gráfica y una de los moderadores el pasado jueves 15 de mayo en Behance Colombia para la categoría de ilustración y quién sería la artista invitada del mes a intervenir con su creatividad y sensibilidad nuestra nueva web. Identidad que podrán descargar aquí de forma gratuita para engalanar su celular, tablet o laptop.

Como parte de esta sorpresa que les veníamos preparando desde hace unos meses, compartimos con todos nuestros lectores esta inspiradora entrevista.

¿Recuerdas cuando empezaste a dibujar y porque te dedicaste a la ilustración?

El dibujo siempre ha estado presente a lo largo de mi vida pero se concretó en la universidad cuando inicié la carrera en artes. Paradójicamente, al elegir carrera dudé mucho en escogerla porque veía 6 o más semestres de dibujo y tenía la claridad de que no quería dibujar y pintar. Esa preocupación se disipó desde primer semestre cuando descubrí el gusto que le podía tener al dibujo. Hoy considero que este lenguaje es primordial en el oficio creativo aún cuando el producto final de tu trabajo no se acerque en lo más mínimo.


¿De dónde nació  la idea de empezar un proyecto gráfico tan creativo como Lilondra?

Lilondra es mi universo profesional, es algo en desarrollo y no podría reconocer un inicio o una meta final clara pues todo el proceso se ha construido sobre la intuición. Digamos que más que un “proyecto de negocio” es el nombre que ha tomado mi trabajo y mi imaginario. Claro, en el camino he encontrado referencias de estudios de diseño o profesionales inspiradores que me dan ideas de cómo me puedo proyectar a corto o largo plazo, pero esas referencias van cambiando en el camino con el pasar de los años.


¿Cuál crees que es ese ingrediente diferenciador que tiene tu trabajo?

Qué difícil pregunta. Hay tantos ilustradores y diseñadores talentosos que es inevitable pensar que ya todo ha existido antes y siempre van a haber personas mucho más hábiles y brillantes que uno (y eso es bueno, es muy inspirador). Sin embargo, si me preguntas, lo que creo único en mi trabajo (y en mi vida) es mi sensibilidad. En definitiva la técnica, el manejo de color, la línea, todo puede ser copiado, pero la forma como uno hace uso de esas herramientas responde a una sensibilidad única e irrepetible que se construye con el carácter.


¿Qué es lo que más te gusta de ser ilustradora y diseñadora? ¿Cómo crees que tu trabajo puede inspirar a otros?

Para empezar, amo haber podido escoger mi oficio y mi modelo de trabajo. Creo que no todos pueden darse los lujos que me he dado y me siento bendecida por ello. De mi oficio me encanta la forma como se permea con la vida,  no existe una línea clara que divide lo profesional y lo personal porque de algún modo, mi trabajo está muy ligado al desarrollo de un pensamiento visual que se construye viendo, recolectando cosas a diario, en cada actividad, en el contacto con el mundo.

Una de las experiencias más bellas y gratificantes que he tenido en mi vida es que en varias ocasiones amigos o incluso desconocidos, se han acercado a mi pidiéndome consejo porque quieren iniciar su vida como independientes y de algún modo se vieron inspirados por mi trabajo. Lo más particular de esas situaciones, es que yo soy quien más inspirada resulta, inspirada y comprometida por hacer cada vez cosas mejores. Usualmente me lleno de inquietud y de deseos por ser mejor y mejor y mejor, esas situaciones alimentan ese deseo, y ahí lo que queda es trabajar.

lilondra bcnk piropos 01

¿Quiénes son tus mayores influencias o referentes para dibujar?

La verdad tengo una formación muy clásica y muchos de los artistas que admiro vienen de allí. Me encantan los grabados de Juan Antonio Roda, los dibujos de Yoshitaka Amano, el color de Manet y el espíritu de Turner. Pero cuando se trata de un proyecto en concreto, trato de buscar en la web qué se ha hecho alrededor del tema que debo trabajar y eso me sirve de referencia, ya sea para tomar alguna línea o para evitar lugares comunes.

Adicionalmente, y no de menor importancia, trato de rodearme de personas talentosas que me inspiran, me enseñan y despiertan en mi una necesidad de superarme. Mi hermana es quizá mi mayor inspiración de vida y de ahí parten personas, amores, amigos, que han pasado, otros se han quedado, pero que sin duda cada día me inspiran y ayudan a crecer.

¿En qué tipo de cosas o situaciones encuentras la inspiración para dibujar y diseñar?


Me inspiran e inquietan las relaciones, la forma como las personas nos aproximamos, cómo experimentamos las cosas, cómo compartimos. Me gusta conocer a las personas y me gusta tratar de comprender sus emociones, y quizá de forma inconsciente hago uso de eso para encontrar vías para comunicar o expresar una idea a través de mi trabajo.


¿Cuál es el aspecto más desafiante a la hora de diseñar o hacer comunicación gráfica?

Buscar que tenga un valor diferencial. Podemos pretender hacer algo que nunca antes se haya hecho pero la verdad es que es idílico, los referentes están allí y con seguridad en algún lugar del mundo alguna otra persona ya tuvo la idea que estás desarrollando. Sin embargo, creo necesario buscar la forma de que lo que hago dé un salto y tenga un valor que lo destaque, que lo diferencie y le dé un carácter único.


¿Si tuvieras la necesidad de regresar en el tiempo y elegir una época en donde vivir cual elegirías? ¿Por qué?

Hay épocas muy lindas, especialmente en el desarrollo artístico, sin embargo no creo que eligiera otra para vivir en especial por mi condición de mujer. No puedo obviar que en épocas anteriores no tendría las oportunidades que tengo ahora simplemente porque soy mujer.

¿Cómo ves el panorama actual del diseño gráfico en Colombia?

Muy intenso. Hay mucho talento y muchos jóvenes interesados en el diseño. Existe el trabajo de calidad, personas creativas y con grandes habilidades para el diseño. Lo que nos falta es disciplina para poder ofrecer al mundo no sólo producción, sino proyectos bien ejecutados, estrategia, procesos limpios y sin contratiempos. Considero de vital importancia que nos desarrollemos como profesionales competitivos, capaces de administrar nuestros proyectos con todo el profesionalismo del caso.

lilondra bienestar 03

¿Qué consejo que le harías a todos los jóvenes que quieren vivir de la ilustración?

Bueno, yo no vivo únicamente de la ilustración, me apasiona el diseño así que por lo pronto no tengo planes de abandonarlo. Sin embargo, no es secreto que la ilustración no está tan bien valorada como muchos otros oficios así que las probabilidades de que lleguemos a ser multimillonarios son bajas, pero si quieres ser ilustrador quizá tengas otras motivaciones adicionales al dinero.

A los chicos que quieran ser ilustradores les aconsejo buscar un nicho al que quieran apuntar e identificar de qué manera su trabajo puede ser ubicado en el mundo. Es decir, encontrar una visión clara de los lugares en los cuales su trabajo tenga cabida (editorial, producto, moda, audiovisual, publicidad, etc.) y ver las necesidades que ese nicho pueda tener para ser suplidas.

También les aconsejo fortalecer sus habilidades con clientes, ser comprometidos, cumplidos, preparar sus reuniones, fortalecer sus habilidades para mantener una conversación con el cliente y con sus compañeros de trabajo. Más de la mitad de que un proyecto sea exitoso, resulta de un proceso agradable y bien manejado.

Juan José Heredia

Arquitecto de la Pontificia Universidad Javeriana. Director de proyectos de la firma de arquitectura HRD y Director editorial de la Revista Infinity Lab. Embajador de Behance Colombia (2014-2016). Ha sido profesor y conferencista de distintas universidades del país como la Universidad de los Andes, la Universidad Javeriana y la Universidad del Bosque, entre otras...

 




Síguenos